Cuando dibujas y estás tomando apuntes vas muy deprisa, observas instantes, ángulos, curvas. Cómo están construidas las cosas, o como es el ambiente que tienes delante. Dibujando así desarrollas una gimnasia mental y también física. Los dedos agarran el boli o el lápiz con fuerza. Frotas o acaricias el papel miras el objeto o lo que estás dibujando y el ojo es como un bisturí o un rayo laser que va escaneando los perfiles, los contornos. El ojo hace miradas del todo y reconoce proporciones y cambios de textura. Al mismo tiempo, el ojo hace lupa y amplia y decide que ángulos y que líneas se tienen que dibujar.
 
Cuando dibujo del natural, muy rápidamente y concentrado, me siento una máquina de dibujar. Dibujas seleccionando la información y tomando continuamente decisiones muy rápidas.
 
Mi especialidad es crear imágenes, códigos visuales que comunican sentimientos y también ideas, mensajes, cuentos, historias.
 
Mi especialidad es ser creativo, innovador, estirar el lenguaje, tratar de hacer evolucionar los códigos, los signos, los mensajes gráficos. Ponerlos al día. Escuchar, ser esponja, observar, plasmar en imágenes lo que respira la sociedad, lo que creemos, lo que nos emociona y las ideas que van cambiando. Para ello he usado cualquier sistema, lenguaje o disciplina que he tenido a mi alcance.
 
Mi trabajo me da placer y me gusta, me divierte, me pone las pilas, me anima, me ayuda a estar vivo, a vivir con alegría, a tener curiosidad por muchas cosas, a darme cuenta de que todos somos discapacitados y necesitamos de otras manos, de otros ojos y de otras piernas para poder hacer algo.
 
Javier Mariscal es, por encima de todo, un creador de imágenes que desarrolla su trabajo utilizando todo tipo de soportes y disciplinas: cómic, ilustración, diseño gráfico, industrial y textil, pintura, escultura, multimedia, animación e interiorismo.
 
Desde 1970 vive y trabaja en Barcelona. En 1988 Cobi es elegido como mascota de los Juegos Olímpicos de Barcelona 92. Al año siguiente, Javier Mariscal funda el Estudio Mariscal en Palo Alto -una antigua fábrica de curtidos - con un equipo de colaboradores capaz de desarrollar de una forma más amplia su trabajo.
 
Recientemente, ha diseñado la planta 11 del Hotel Puerta América del grupo Hoteles Silken, la imagen gráfica de la 32 edición de la America's Cup, la nueva marca Camper for Kids y la identidad visual de la empresa británica de postproducción Framestore.
 
Actualmente está trabajando, entre otros proyectos, en el Hotel 550 Wellington en Toronto (Canadá), en la imagen de la próxima edición de la America's Cup, en una película de animación disigida por Fernando Trueba y en una colección de mobiliario para UnoDesign.
 
Ha colaborado con empresas como Memphis, Akaba, Bidasoa, BD Ediciones de Diseño, Moroso, Nani Marquina, Vorwerk, Equipaje, Amat, Alessi, Sangetsu, Magis, Cosmic, Amat3, Santa & Cole, Lalique y Phaidon
 
Mariscal se expresa a través de un lenguaje personal, complejo en su intención y sencillo en su manifestación, inocente y provocador a la vez, que le sirve para innovar, arriesgarse y comunicar; para seguir haciendo cosquillas a los ojos que miran su obra y crear complicidad con el otro.
 
Me gusta el proceso del dibujo. Siempre he pensado que dibujando todo lo que me rodea, tomando apuntes, entiendo mejor el mundo en el que vivo.
 
Tomando apuntes atrapas los objetos, una luz, un movimiento y lo fijas en el cuaderno. Es fotografiar el alma de las cosas que ves. Es mover el ojo y la mano y coordinar estos movimientos, pensando.